martes, 25 de noviembre de 2008

La primera...

La primera fotografia de la historia fue tomada por Joseph-Nicéphore (1765-1833). Esto sucedió en el 1826/27 cuando logró fijar una imagen permanente del patio de su casa. Para realizar esta fotografía utilizó una plancha de peltre recubierto de Betún de Judea, exponiendo la plancha a la luz quedando la imagen invisible; las partes del barniz afectadas por la luz se volvían insolubles o solubles, dependiendo de la luz recibida.

Saludos, K.

Art of the Day